^Back To Top

Odontología General

Le ofrecemos tratamientos de odontología general. Dispondrás de un completo y preparado equipo de odontólogos y de higienistas de cabecera que te ayudarán a mantener una boca sana, evitando caries, y estéticamente agradable.

Los odontólogos de nuestra clínica además de estar capacitados para diagnosticar, prevenir y tratar los problemas básicos buco-dentales, tienen una gran experiencia y se mantienen en constante formación y actualización en cuanto a las nuevas técnicas que van apareciendo en el mundo de la salud buco-dental.

Queremos que luzcas ante todo una sonrisa sana y agradable. Como para nosotros lo más importante es la prevención, te ofrecemos tratamientos preventivos en odontología general tan frecuentes como: Ortopantomografía, radiografías periapicales, tartrectomia, revisión anuales. 

La Odontología general engloba todos los tratamientos dentales para solucionar los problemas que se han producido por diversos factores como la alimentación, la genética o los hábitos de higiene bucal. 

Bruxismo, (Ferulas de descarga).

Bruxismo es el término con el que se conoce el rechinar de dientes, ya sea durante el día o mientras se duerme. Se produce cuando se aprietan fuertemente los dientes superiores con los inferiores y además se mueven de atrás a adelante y viceversa, generalmente de forma inconsciente.

Aunque algunas personas no presentan síntomas, el bruxismo puede llegar a causar:

  • Dolor de oído y mandibular.
  • Problemas en la articulación temporomandibular.
  • Dolor de cabeza.
  • Ansiedad.
  • Tensión.
  • Sensibilidad dental al frío, el calor y los alimentos dulces.
  • Insomnio.

Las causas del bruxismo no se conocen suficientemente, aunque se considera que el factor desencadenante más importante es el estrés, aunque hay otros que pueden contribuir a su parición:

  • Alineación inadecuada de los dientes.
  • La alimentación.
  • La postura.
  • Los hábitos de sueño, etc.

Tradicionalmente se han utilizado unos protectores dentales o férulas para evitar el bruxismo durante el sueño y de este modo prevenir los daños que este trastorno puede ocasionar en los dientes y los problemas de la articulación temporomandibular. Sin embargo, las férulas no resuelven el problema y aunque desaparezca el dolor mientras se usan, éste vuelve a aparecer si se dejan de utilizar.

El tratamiento del estrés y la ansiedad pueden reducir el bruxismo. Otra opción puede ser una ortodoncia sobre el patrón de mordida para ajustar o alinear adecuadamente los dientes. La cirugía en este caso está considerada como una solución de último recurso.

Caries y obturaciones

La caries dental es la enfermedad crónica más frecuente en el ser humano. En su origen intervienen múltiples factores simultáneos, entre ellos principalmente las bacterias, la placa dentaria, la alimentación inadecuada y la incorrecta higiene oral. Muchas veces es indolora hasta que afecta profundamente la pulpa dental o el nervio, otras veces se produce cierta sensibilidad con alimentos y bebidas fríos o calientes, o también con dulces. La caries evoluciona en distintas fases, avanzando desde la superficie hacia el interior del diente y generalmente se detecta como manchas o puntos oscuros. En función de la profundidad de la caries y la destrucción dentaria en el momento del diagnóstico, se debe realizar un tratamiento conservador u otro.

Si la caries es superficial, sin afectación del nervio, se trata por medio de una obturación (empaste). Se debe limpiar la caries dental y posteriormente obturar o llenar la cavidad limpia que queda en el diente. Esta obturación se puede realizar con materiales estéticos de color similar al del diente (resinas compuestas o composites) o con amalgama de plata, en función del caso

Si la caries ha producido una gran destrucción, en la que faltan paredes y/o cúspides del diente, se debe realizar una reconstrucción dentaria. 

Endodoncia 

La endodoncia es el campo de la odontología encargado de tratar problemas de la pulpa dental (nervio) y de los tejidos que rodean la raíz de los dientes. Se practica al paciente cuando problemas como caries, traumatismos... afectan a la salud del nervio y nos obliga a extraerlo del interior de la raíz. Sellamos la raíz de forma hermética para prevenir futuras filtraciones o contaminaciones, lo realizamos bajo los efectos de la anestesia haciendo del tratamiento una experiencia sin dolor.

Síntomas como hipersensibilidad de los dientes ante los cambios de temperatura (frio y/o calor), dolor pulsátil (latidos), dolor espontáneo localizado o reflejado... son avisos de que algún problema está afectando la vitalidad de nuestros dientes que podría llegar a provocarnos un dolor insoportable o incluso la pérdida de la pieza dental.

Extracción 

El grado de afectación y la respuesta por parte de los tejidos implicaría el paso o no a un grado superior de tratamiento. En aquellos casos en que por lo avanzado de la Enfermedad Periodontal o Piorrea el diente no es recuperable, conviene decidir su extracción antes de que siga siendo un foco infeccioso que nos mantenga la Piorrea o enfermedad periodontal en la boca de forma crónica y activa, con mucha mayor pérdida de masa ósea.

Fluoración

Cuando ya se ha formado y adherido sarro a los dientes, precisamos la ayuda de un higienista bien entrenado que nos lo despegue y limpie, mediante un proceso de detartraje comúnmente llamado limpieza de boca.

Dejar que el sarro actúe durante meses puede producirnos la enfermedad periodontal conocida frecuentemente como piorrea.

La Odontología general engloba todos los tratamientos dentales para solucionar los problemas que se han producido por diversos factores como la alimentación, la genética o los hábitos de higiene bucal.

Desarrollo y gestión por VORTICE Diseño web, Movil: 722178444 email: vorticeweb@gmail.com